15.12.15

Que ver y hacer en Roma en 3 días. Nuestros 10 imprescindibles.

El dicho “Roma no se hizo en un día” se podría versionar para el turismo diciendo “Roma no se visita en un día, ni en dos, ni en tres…”. Hay tanto que ver que aunque estéis una semana algo se quedaría en el tintero. Pero tranquilos, es la ciudad eterna, siempre estará aquí preparada para ser descubierta de nuevo.


Normalmente acudimos a Roma aprovechando un puente o haciendo un tour por Italia, así que los turistas solemos pasar una media de 3-4 días en la ciudad. ¿Qué ver y hacer en TRES días? Estos son nuestros 10 imprescindibles.

1 PASEAR POR LA PLAZA NAVONA. Allá por el año 86 este lugar era el escenario donde se celebraban juegos atléticos griegos. Llamada Circo Agonal tenía cabida para más de 30.00 espectadores. Hoy en día esta plaza es uno de los lugares más representativos de Roma. En su parte central están situadas tres fuentes (Fontana dei Quattro Fuimi de Bernini, Fontana del Moro y Fontana del Nettuno), rodeadas de bares, restaurantes, artistas callejeros, pintores y turistas que llenan de vida la plaza.


2 ADMIRAR EL PANTEÓN DE AGRIPA. Estáis ante el edificio mejor conservado de la Antigua Roma. Construido en el año 126 d.C, tiene una fachada rectangular con 16 columnas de granito. El interior del edificio es circular y mide lo mismo de diámetro que de altura (43,30 m). Lo más característico es su cúpula, en su centro hay un óculo a través del cual tiene acceso la luz natural. Aquí está la tumba del pintor y arquitecto Rafael.


3 TIRAR UNA MONEDA EN LA FONTANA DI TREVI. Todos tenemos en la mente a una joven llamada Anita Ekherg dándose un baño aquí en la película de La Dolce Vita. Pero no se os ocurra imitar a esta actriz porque os puede caer una multa de unos 500€. La fuente ocupa toda una plaza, de hecho llama la atención el poco espacio que queda libre. El hecho es que todos los que ponemos un pie en este lugar lanzamos una moneda mientras nos sacamos una fotografía para dejar constancia de ello. Debéis saber que hay un ritual para tirar la moneda: si lanzas una volverás a Italia, si lanzas dos encontrarás el amor con un/a italiano/a, y si lanzas tres te casarás con esa persona….bueno pues a lo tonto y a lo bobo recaudan una media de 3.000€ al día…que se supone que destinan a fines benéficos.


4 SENTARSE EN LAS ESCALERAS DE LA PLAZA DE ESPAÑA. Un español ha de sentarse aquí, está obligado. Su nombre se debe a que la embajada española está situada en esta plaza desde el S.XVII. En el centro se encuentra la Fontana del la Barcaccia diseñada por Bernini y en lo alto de la escalinata la Iglesia de Trinitá dei Monti (con excelentes vistas desde lo alto). Desde aquí podéis ir caminando por la Via del Babuino hasta la Plaza del Popolo y admirar el obelisco de 24 metros. Si sois amantes de las compras podéis pasear por Via dei Condotti situada justo en frente de la iglesia de la Trinidad.

Vista desde las escalinatas de la Plaza de España

5 VER EL COLISEO, ARCO DE CONSTANTINO Y FORO ROMANO.

El Coliseo se construyó hace más de 2.000 años, y a día de hoy esta imponente construcción impresiona a todo aquel que se sitúe bajo sus muros. Inicialmente llamado “Anfiteatro Flavio” servía para proporcionar entretenimiento a 50.000 ciudadanos de Roma bajo el lema “Pan et Circus”. Aquí murieron unos 500 mil gladiadores y algo más de 1 millón de animales. Los últimos juegos se celebraron en el S VI y a partir de entonces ha sido objeto de saqueos, terremotos y bombardeos. Su parte externa estaba recubierta de mármol que utilizó la iglesia para construir parte del Vaticano. Os recomendamos quedaros hasta el anochecer para ver el Coliseo iluminado.


El horario de apertura es de 8:30 hasta una hora antes de la puesta de sol. Si tenéis pensado entrar en el Foro y Palatino os aconsejamos comprar una entrada combinada y nunca hagáis cola en el Coliseo. Ir a la taquilla del Foro Romano, hay mucha menos gente.


El Arco de Constantino se construyó en el año 315 con piezas de otros edificios y conmemora el triunfo de Constantino I el Grande en la batalla del Puente Milvio.


En el Foro Romano tenía lugar la vida pública y religiosa de la Antigua Roma, así que pasear por sus caminos es como viajar a través del tiempo al año I d.c.


6 VISITAR EL MOISES DE MIGUEL ANGEL, que está situado en La Basílica de San Pietro in Vincoli, cuyo nombre significa San Pedro Encadenado. Y es que en el S.V se construyó para albergar las cadenas con las que San Pedro fue encarcelado en Jerusalén. Todo esto ha pasado a un segundo plano y los turistas acudimos en masa a ver la grandiosa obra de arte de Miguel Ángel esculpida en mármol blanco. Resulta que esta singular versión de El Moisés tiene cuernos. Al parecer se debe a una mala traducción de la Biblia. En el siglo IV San Jerónimo fue el primer hombre en traducir los pasajes del hebreo al latín y la frase “de su rostro salían rayos de luz” fue traducida a que “salían cuernos”. Pero nadie se lo tomó a mal, ya que en aquella época los cuernos eran símbolo de poder y grandeza. Para ver esta obra hay que respetar un perímetro establecido con verjas que hacen que no te puedas acercar. Pero lo más curioso es que no hay ningún foco encendido que ilumine la estatua y así poder admirar con detenimiento los detalles del rostro, cuerpo o vestiduras…si queréis que la luz se encienda debéis introducir una moneda de un euro en una máquina dispuesta para tal efecto. Aun así, daros prisa en observar todo bien, no dura mucho.


7 DIVISAR LA CIUDAD DESDE EL MONUMENTO A VICTOR MANUEL II. Este edificio fue inaugurado en 1911 para rendir homenaje al primer rey de Italia después de la unificación. Situado en la Piazza Venezia tiene 135 metros de ancho y 70 metros de alto. Está construido con mármol y  en la parte alta podemos encontrar el monumento al soldado desconocido presidido por una llama eterna. Está muy cerca del Coliseo, así que desde aquí obtendréis una perspectiva distinta de esta parte de Roma. Podéis acceder a la parte superior del edificio por medio de un ascensor panorámico. El precio es de 7€ para adultos y de 3,50€ para menores de 18 años y mayores de 65 años.


Justo al laldo se encuentra La Plazza del Campidoglio diseñada por Miguel Ángel, que murió antes de ver terminada su construcción. En el centro de la plaza se encuentra la estatua de bronce de Marco Aurelio.

8 COMPRAR PASTA Y ESPECIAS EN MERCATO DEI FIORI. De lunes a sábado en horario de mañana podéis venir a este colorido mercado para comprar pasta y especias. Esta plaza llamada Campo dei Fiori fue el lugar en el cual se celebraban ejecuciones públicas. En el centro está la estatua del filósofo Giordano Bruno, quemado por herejía en el año 1600. Dicen que esta plaza es la única de Roma que no tiene una iglesia.


9 DEGUSTAR LA PASTA, PIZZAS, CAFES Y HELADOS ITALIANOS. Aunque tampoco  nos podemos olvidar del Risoto, Carpaccio, tiramisú o Limonchelo. En nuestro caso degustamos estos platos en Osteria Barberini, especialistas en platos italianos con trufa. Muy bueno. Si estáis interesados en ir os recomendamos reservar con antelación. 


La comida en Italia se hace de 12 a 14h y la cena de 19 a 22h mas o menos. Suelen empezar el menú con un “antipasti” para luego pasar de lleno a la típica pasta. Resulta que la pizza era la comida de los  pobres, hasta que la reina Margherita la probó y quedó encantada con el sabor, de ahí el nombre de pizza margarita. La pizzería más antigua de Roma se  llama “Est! Est! Est!” y se encuentra situada en Via Génova (cerca de Plaza Navona). Para comer un buen helado os aconsejamos ir a “Giolitti” en Via Uffici del Vicario (está por el centro cerca de Fontana di Trevi). 


En algunas cafeterías existe un cargo adicional de servicio en mesa que se aplica a todo aquel que se siente. Lo mejor es observar a los lugareños. Si se toman el café de pie es que cobran por sentarse.

10 CIUDAD DEL VATICANO. Como mínimo debéis guardar algo más de medio día para visitar la Basílica de San Pedro y los museos del Vaticano. Os contamos todo aquí.



La mejor manera de ver Roma es andando, perderse por sus calles y entrar en todas la iglesias que encontréis a vuestro paso. Cualquier plaza o callejón, por muy apartado que parezca, esconde una fachada romana, o una iglesia con un interior deslumbrante. Si hubiera que hacer una selección nos quedaríamos con las siguientes: Basílica de San Juan de Letrán, Basílica de Santa María la Mayor, Iglesia de San Giovanni in Laterano e Iglesía del Gesú.

Iglesia de San Giovanni in Laterano

Si os sobra tiempo podéis ir a ver el Circus Máximus, meter la mano en la  Bocca della Veritta, ver las catacumbas o dar un relajante paseo por el Barrio del Trastevere.

RUTAS PROPUESTAS
Como todo se ve mejor sobre un mapa, a continuación os dejamos tres propuestas, una por día.

Ruta 1: Monumento a Victor Manuel II-Campidoglio-Coliseo-Foro romano-Moises de Miguel Angel (San Pietro in Vincoli)-Basilica Santa Maria la Maggiore-Iglesia San Giovanni in Laterano. Si os sobra tiempo podéis ver el Circus Máximus y la Boca de la Verdad.



Ruta 2: Piazza Navona-Panteon de Agripa-Fontana di Trevi-Campo di Fiori-Piazza del Poppolo-Plaza España y alrededores.

 
Ruta 3: Ciudad del Vaticano-Puente Sant'Angelo-Castillo de Sant'Angelo-Basilica de San Pedro-Museos del Vaticano. Si sobra tiempo visitar Trastevere o algún que otro museo de la ciudad.

 
PAGINAS DE INTERÉS.

Página oficial de turismo de Roma. Con toda la información actualizada en cuanto a horarios, medios de transporte, descuentos..etc. Pincha aquí.
Oficinas de turismo en Roma. Están repartidas por toda la ciudad y en los aeropuertos. Os encontrareis con ellas sin ningún problema.
Audioguias para el móvil. En la página “AudioViator” podréis descargar audioguias de forma gratuita de todos los monumentos y lugares importantes de la ciudad. Las podéis guardar en el móvil y hacer uso de ellas en Roma. A nosotros nos vino muy muy bien.

QUIZÁ TAMBIÉN TE INTERESE LEER: “Consejos para viajar a Roma con niños”

Gracias por visitar Trotajoches !!!!!!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Elige tu idioma

English French German Italian Portuguese

No te pierdas nuestros post !!!!