6.3.17

Cataratas del Niágara: que ver, que hacer, como disfrutar.

Uno de los momentos más emocionantes de nuestro road trip por el este de Canadá fue visitar las Cataratas del Niágara. Su nombre significa “trueno de aguas”, denominación que solo se puede entender cuando uno se sitúa cerca y escucha el sonido del agua caer. Realmente es fascinante.


Pero aquí, en este lugar hay mucho más que unas impresionantes cataratas. Vamos a relatar todo lo que podéis ver y hacer durante vuestra estancia (que es mucho) acompañado, eso sí de prácticos consejos. 


EMPEZAMOS POR EL PRINCIPIO, ¿CUANTAS CASCADAS HAY EN NIÁGARA FALLS?


Para planificar bien la visita hay que tener claros algunos conceptos:

✣ Este fenómeno natural hace de frontera entre EEUU y Canadá.
✣ Para favorecer el turismo se ha construido una ciudad justo al lado de las cataratas llamada Niagara Falls, que tiene el mismo nombre en el lado americano que en el canadiense (de ello se deduce que pensar, pensaron poco..).
✣ Las cataratas del Niágara están compuestas por tres cascadas:

  • Horseshoes Falls (cascada de la herradura). Está situada en el lado Canadiense y tiene una caída de 50 metros de altura. Es la más espectacular.

Horseshoes Falls

  • American Fall, lado estadounidense. Tiene una caída de 20-30 metros de altura.
  • Veil Fall (Velo de Novia). Es la más pequeña. Está situada justo al lado de American Fall, separada por una formación rocosa llamada Isla de luna.

American Fall y Velo de Novia a la derecha en el lado estadounidense.

COMO VISITAR LAS CATARATAS DEL NIAGARA Y NO MORIR EN EL INTENTO


Estamos ante las cataratas más caudalosas de América del Norte y eso hace que los turistas vengamos aquí en masa con el fin de observar como el río Niágara se precipita al vacío. De como organicéis la visita dependerá que esta sea todo un éxito. 
Así que para cumplir tal fin, os vamos a proporcionar tres prácticos consejos: 

1- Ver el lado canadiense.
Por mucho que les pese a los estadounidenses, la mejor panorámica de las cataratas del Niágara se obtiene desde el lado canadiense. La naturaleza es así de caprichosa, que se le va a hacer. 
Así que para aquellos que se encuentren en EEUU y decidan venir a ver las cataratas, les aconsejamos pasar a Canadá. Para ello solo tenderéis que cruzar el puente Rainbow o el puente Lewinston-Queenston y presentar el pasaporte en regla (recomendamos visitar la web del Gobierno de Canadá con anterioridad por si se requiere algún visado).

2- Planificar la visita por la tarde-noche-amanecer.
No sabemos si en invierno la cosa cambia, pero os podemos asegurar que en pleno verano todo está abarrotado de gente, lo cual significa que hay que hacer colas para todo…hasta para asomarse por la barandilla.
Antes de planificar el viaje leímos foros y blogs que alertaban de este inconveniente, así que para evitar el gentío decidimos NO ver las cataratas por la mañana, que es el momento en el cual se produce una mayor afluencia de turistas y centrar la visita por la tarde.
No queremos dar la impresión de que estuvimos en la más absoluta soledad, simplemente había menos gente y por la tanto disfrutamos mucho más.
Otra ventaja de ver las cataras por la tarde en verano es que las fotografías no quedan quemadas por el sol.

Cataratas del Niágara al atardecer desde el lado Canadiense

3- Dormir en Niagar Falls (Ontario-Canadá).
Es una tarea de obligado cumplimiento para cualquier viajero que se precie. Para nosotros la mejor opción es elegir un hotel con vistas a las cataratas del Niágara. Es verdad que son un poco caros, pero pensar que es solo una noche y que el lugar lo merece. 
Desde la ventana del hotel no solo disfrutaréis del espectáculo de fuegos artificiales, también podréis cenar, ver amanecer y desayunar con estas vistas. Impagable.
Podéis leer nuestro post “Una noche en las cataratas del Niágara” en el cual os explicamos que hotel escogimos y como fue nuestra experiencia.


Espectáculo de fuegos artificiales en Niagara Falls desde la habitación del hotel

DONDE APARCAR EN NIÁGARA FALLS (ONTARIO)


Aparcar en la ciudad de Niágara Falls es toda una odisea. Como es de suponer, todos queremos dejar el coche lo más cerca posible de las cataratas y si no estudiáis bien las opciones podréis llegar a pagar de 15 a 40$CAD (la tarifa es de 24 horas desde que dejas el coche, da igual que solo estés 3 horas estacionado, os cobrarán los 15$CAD). Os recomendamos llevar planificado este asunto y no dejar a la suerte la búsqueda de aparcamiento.

✓ En nuestro caso dejamos el coche en un parking situado en Fallsview Boulevard 6253. Está entre el IMAX THEATRE Y EL HOTEL HOLIDAY INN. Para más señas, se encuentra justo al lado de la Skylon Tower. El precio es de 5$CAD (24h).



QUÉ HACER EN LAS CATARATAS DEL NIÁGARA: RELATO DE NUESTRA VISITA


Llegamos a la ciudad de Niágara Falls sobre las 12 de la mañana, hora en la cual pudimos comprobar que la ciudad estaba literalmente abarrotada. Compramos comida, dejamos el coche en el parking y nos fuimos al hotel “Niagara Falls Marriot Fallsview”.

Nos quedamos en la habitación admirando la bonita panorámica que nos ofrecía este privilegiado lugar, y a eso de las 16 horas decidimos salir y pasear por Niágara Pkwy hasta el salto de agua. 




Alrededor de las cataratas del Niágara se han montado un montón de negocios de entretenimiento. La elección de qué hacer depende de vosotros, de lo que más os guste y os apasione. Nosotros lo teníamos claro, elegimos dos atracciones: una que nos acercara al salto de agua y otra que nos mostrara una panorámica general de las cataratas y el río Niágara.

1- Subir a bordo del Hornblower Niagara Cruises. 

Que ganas teníamos de montar en este barco y sentir la fuerza del agua caer sobre nosotros. Nuestra intención era mojarnos, y mucho. Pero no nos importaba, para eso estábamos allí.



Eso sí, para no terminar chorreando nos llevamos  puestos nuestros impermeables y encima nos colocamos el famoso chubasquero de plástico rojo-rosa. Ni que decir tiene que todos estamos ridículos con tal atuendo, pero si no te lo pones la cosa no tiene gracia. También nos cambiamos el calzado, nos quitamos los playeros y nos pusimos escarpines. Y para inmortalizar todos los momentos vividos en el Hornblower nos llevamos la funda acuática de la cámara de fotos (aunque solo hicimos vídeos).
Pues nada, ya estamos listos para el viaje. 



Como eran las 17 horas no tuvimos que hacer cola y el barco estaba casi vacío. Una maravilla. Nos pusimos en primera fila en la parte baja para sentir más de cerca el sonido atronador de las cataratas. 

Según nos íbamos acercando a la Horseshoes Falls el agua nos golpeaba con más intensidad y por consiguiente nos mojaba más. 

Disfrutamos muchísimo, y nos reímos tanto, que a la salida Diego quiso comprar un imán del barco de recuerdo. Sin duda una actividad que no puede faltar en vuestra visita a las cataratas.

Cataratas del Niagara desde el barco Hornblower  Niagara Cruises

➲Información general
  • El barco que opera en la parte canadiense se llama Hornblower Niagara Cruises. El  Maid of the Mist (significa "Dama del Rocío")  parte del lado estadounidense y tiene un chubasquero azul. 
  • Durante el invierno está cerrado. El primer barco empieza a navegar el 1 de Abril.
  • El horario es de 9 a 17:30 horas. Aconsejamos ir justo a la apertura o cerca del cierre para evitar aglomeraciones.
  • Los tickets se compran en unas casetas situadas al lado de la entrada (5920 River Road, Niagara Parkway). En esa zona hay wifi gratis.  
  • Los barcos salen cada 15 minutos y el recorrido dura unos 20 minutos.
  • El precio para adultos es de 25.95$CAd, niños a partir de 5 a 12 años 15.95$CAD. Los niños hasta 4 años gratis (a estos precios hay que añadir el 13% de impuestos).
  • Hay un crucero nocturno durante el espectáculo de fuegos artificiales.
  • El barco toca aguas canadienses y de EEUU, así que en cuestión de minutos habréis estado en dos países.
Maid of the Mist lado estadounidense.


2- SkylonTower

Fue nuestra opción elegida para ver las cataratas desde lo alto. La torre tiene 236 metros de altura y para subir hasta el mirador se hace uso de un ascensor panorámico que es manejado por un amable señor que nos avisa cuando las cascadas van a hacer su aparición.  



Una vez arriba solo queda disfrutar de las vistas. La verdad es que está muy bien acondicionado, porque no está acristalado (que ya sabemos todos que las fotografías a través del cristal no quedan igual de bien), y la verja es lo suficientemente grande como para pasar el objetivo de la cámara.



Nosotros realizamos esta actividad a primera hora de la mañana, justo antes de irnos (el parking estaba situado al lado) y estuvimos prácticamente solos.

➲Información general
  • Horario es de 8 a 0:00 horas en verano y de 9 a 22 horas en invierno. 
  • La entrada para el mirador cuesta 15.02$CAD para adultos y 9.00$CAD para niños (nosotros compramos las entradas en la web porque hacen un pequeño descuento).
  • En la parte alta hay dos restaurantes, uno tipo buffet y otro giratorio un poco más caro.
  • En la planta baja hay una tienda de souvernirs cuyo precio fue el más barato que vimos en todo el viaje. 
En este caso tenemos que dar las gracias al blog “que ver en el mundo” que nos recomendó hacer esta actividad, además de apuntar unos cuantos consejos de su post. Thanks :)

Vista de las Cataratas del Niagara desde Skylon Tower


¿Que más se puede hacer en Niágara Falls?

- Journey Bhinds The Falls. En este caso se realiza un recorrido a pie por unas cuevas subterraneas situadas justo detrás de la Horseshoes. Hay unos miradores para salir al exterior y observar más de cerca el salto de agua.
La entrada está situada al lado del Centro de Visitantes Table Rock y está abierto de 9 a 21 horas. El precio de 11.50$CAD para adultos y 7.50$CAD para niños de 6 a 12 años (+tasas). 

- White Water Walk. Primero un ascensor os llevará hasta un túnel de 73 metros que desemboca en un paseo marítimo donde se puede observar el borde del río. Después podréis montar en unos rápidos y navegar por las caudalosas aguas a una velocidad de 48 km/hr. El precio es de 12.50$CAD para adultos y 8.50$CAD para niños de 6 a 12 años.

- Whirlpool Aero Car
A bordo de un transbordador suspendido por seis cables cruzareis las aguas del Niagára de lado a lado. Este funicular llamado Spanis Aerocar ofrece una visión única del río ya que se pueden ver los cambios de torrente. Está abierto de Abril a Octubre y el precio es de 13.5$CAD adultos y 8.5$CAD niños. Más info aquí.

- Vuelo en Helicóptero. No podía faltar en las cataratas del Niágara una empresa que organizara este tipo de actividades. El vuelo dura unos 12 minutos desde que subes al helicóptero y el precio es de 144$CAD para adultos y niños a partir de dos años 89$CAD. Está operativo todo el año desde las 9 de la mañana hasta la puesta de sol.
Si estáis interesados podéis visitar la web Niagara Helicopters, y en temporada alta comprar los tickets por internet.


Whirlpool Aero Car. Imagen de Niagara Falls Bus Tour.


AHORRAR CON ADVENTURE PASS // WANDER PASS


Si estáis pensando en hacer muchas actividades, quizá os interese adquirir este pase. Está emitido por Niagara Parks, que es la empresa que se encarga de cuidar y organizar las actividades que se realizan en las mismas cataratas del Niágara. 
Podéis acudir al "Welcome Centre" situado en la entrada del Queen Victoria Park, justo en frente de las Catartas y solicitar información. 


El pase os dará derecho a disfrutar de 4 atracciones (Hornblower Niagara Cruises, Journey Behind the Falls, Niagara’s Fury y White Waer Walk) por el módico precio de 54.95$CAD adultos y 36.95$CAD niños de 6 a 12 años. Además también podréis hacer uso del autobús WEBO durante 2 días. 

Es conveniente mirar en la Web Niagara Parks por si hay alguna promoción. Actualmente si compráis el pase podréis disfrutar de un descuento del 25% sobre el precio arriba indicado.  

 
NIAGARA FALLS LA CIUDAD DE LA DIVERSIÓN…O NO….


Antes de iniciar el viaje vimos fotografías y leímos blogs que relataban la ciudad de ocio que se había montado alrededor de las cataratas del Niágara.

Pero hasta que no vinimos aquí, no nos dimos cuenta de la realidad. ¿A que se viene hasta este lugar del mundo? ¿A disfrutar de un fenómeno natural o a encerrarse en cines, museos de cera o casinos?


Casino en Niágara Falls

Bueno, a juzgar por lo vivido hemos de reconocer que los raros somos nosotros, porque todo estaba lleno. Es tal la aceptación que hay hasta un FUN PASS que agrupa unas atracciones y con ello puedes ahorrar algún dolar. 
Basta decir que no pisamos por ninguno de estos lugares, no era nuestra intención.
Pero sabemos que hay mucha gente a la cual le gusta combinar naturaleza con este tipo de ocio, así que si es vuestro caso estáis en el lugar adecuado. 
Este es un pequeño resumen de lo que podéis hacer aquí:
  • Skywheel. Una noria desde la cual podréis ver la ciudad y las cataratas a vista de pájaro.
  • Nightmares Fear Factory. Una especie de casa del terror.
  • Museo de Cera pero en este caso lo que veréis será vuestros personajes favoritos de series de televisión o películas.
  • West Wild Coaster. Una attraction en 3D tipo Stars Wars de Disney. 
  • Si quereis cambiar de tercio y hacer otro tipo de cosas sabed que hay un aviario llamado Bird Kingdom y un mariposario llamado Butterfly Conservatory.
  • Si os quedáis con ganas de saber algo más sobre las cataratas del podéis ver Niágara Adventure Theather, una película en la cuentan la historia de las cascadas. Hay pases en Español.
  • Y para aquellos que quieran jugarse los cuartos, pues hay casinos
Si que es cierto que a Diego le hizo gracia cuando pasamos con el coche por la calle Clifton Hill. Ver como King Kong derrumba el Empire State pues a un niño le impresiona. Eso y la entrada al Burger King que aunque para nosotros es atroz, para los peques siempre desencadena un "oohhh". 

Imagen de Museum Believe It or Not!
VALORACIÓN PERSONAL

Lo que más nos ha gustado:
  • Sin duda alguna lo mejor ha sido ver las Cataratas del Niágara por la tarde-noche, casi sin turistas.
  • Subir en el barco. Fue el momento más divertido de nuestra estancia. Ir preparados para mojaros y soportar como el agua golpea vuestra cara. De verdad que es una experiencia única (por cierto, el agua no estaba muy fría).
  • Alojarnos en un hotel con vistas a cataratas fue una decisión mas que acertada. Para que os hagáis una idea, no encendimos la televisión durante toda la estancia y Diego no cogió la tablet.  
Lo que menos nos ha gustado:

  • Se puede deducir por lo descrito anteriormente que para nosotros lo PEOR es la ciudad de ocio que han montado alrededor de las cataratas. Pero bueno, para gustos colores. 
Diego en la habitación del hotel disfrutando de las vistas a  Niágara Fallas


Enlaces de Interés: Web Niágara Turismo

Gracias  por  visitar  Trotajoches !!!!!

¿Tenéis alguna pregunta? ¿Queréis que os ayudemos a organizar vuestro viaje? Ponte en contacto con nosotros!!

2 comentarios:

  1. Sonia_deviajeabril 02, 2017

    Me ha encantado el post!!me apunto la Skylon Tower, e incluso quiza nos decidamos a comer alli con las vistas, ya que lo del hotel despues de mirarlo y repensarlo otra vez (ya lo hicimos en su día cuando reservamos todos los hoteles) finalmente hemos decidido descartarlo. Gracias por compartir toda esta informacion. Un beso familia

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues no es mala idea, he visto bloggers que han cenado allí y la verdad merece la pena, con esas vistas y los fuegos artificiales....
      Ya veré tus fotografías en instagram.

      Un beso enorme.

      Eliminar

Elige tu idioma

English French German Italian Portuguese

No te pierdas nuestros post !!!!